Archive for the Armamento Category

Voltereta de Obama: hipermilitarización nuclear de EU contra Rusia y China, por Alfredo Jalife-Rahme

Posted in Alfredo Jalife-Rahme, Armamento, BRICS, China, Economía, EEUU, Geopolítica, Irak, Opinión, Rusia, Ucrania on 02/10/2014 by athelvok

 

Foto

El presidente estadunidense, Barack Obama, ayer en Washington. Foto Reuters

Con nueve meses de atraso al estudio seminal del Centro de Estudios James Martin para la No-Proliferación, del Instituto Monterey (California) de enero de 2014 sobre la tríada nuclear del millón de millón de dólares (trillón en anglosajón) (http://goo.gl/imVXPG), los reporteros William Broad y David Sanger del NYT (http://goo.gl/5ZxvQ7) revelan en forma perturbadora el reforzamiento para una superlativa renovación de las armas nucleares de Estados Unidos (EU), lo cual significa la negación de la postura desnuclearizadora de Obama en su primera administración cuando todavía Rusia ni China se salían del carril y corral de la caduca unipolaridad estadunidense.

Cinco años después del intento de Obama de librar al mundo de las armas nucleares –que le valió su polémico Premio Nobel de la Paz en 2009–, en la fase del mundo pos-Crimea, el mismo presidente de EU sufre una singular transmogrificación que pone en evidencia el periódico suizo Tages Anzeiger (http://goo.gl/XR72ld).

Según NYT, en los próximos 30 años, EU –con graves problemas financieros a cuestas aún sin resolver, pese a su burbuja especulativa en Wall Street–, gastará un millón de millones de dólares (trillón en anglosajón) para modernizar sus capacidades nucleares, que contempla la compra de 12 nuevos submarinos, 100 bombarderos y 400 misiles colocados en tierra.

Mientras el Ejército de Liberación del Pueblo de China proyecta incrementar sus ojivas nucleares (http://goo.gl/wDfICQ), el zar Putin recordó, en medio de la delicada crisis de Ucrania, que nadie debía jugar con las armas nucleares de Rusia (http://goo.gl/Ui54kn).

La línea dura del Kremlin representada por Dimitri Rogozin, ex embajador en la OTAN y hoy vice-primer ministro a cargo de la industria de defensa que Putin ha tomado bajo su control, aseveró que “Moscú modernizará por completo (¡supersic!) el armamento de la Fuerza Nuclear Estratégica para 2020 (http://goo.gl/O8oX70).

Queda atrás el acuerdo de Obama con Moscú de 2009 para disminuir los arsenales nucleares de EU y Rusia en 750 bombas atómicas por país. El año pasado, Obama había propuesto retirar otras mil ojivas nucleares… ¿Qué sucedió?

Los reporteros del NYT aducen que la voltereta acrobática de Obama se debe al camino de guerra (sic) que ha tomado Rusia, a los reclamos territoriales de China y a la expansión del arsenal atómico de Pakistán (sic), por lo que el legado del desarme de Obama parece cada vez más sombrío.

Los halcones neoconservadores straussianos no necesitan pretextos para rearmarse hasta los molares y han de estar felices cuando consideran que las futuras inversiones (sic) nucleares colocan a EU en una posición más fuerte (sic) en caso de una nueva carrera armamentista. No aprendieron nada de Irak y Afganistán…

Suena absurdo que EU se lance a una carrera nuclear cuando sus finanzas están más deterioradas que nunca debido al aventurerismo bushiano en Irak –sin contar Afganistán– donde dilapidaron 3 millones de millones (trillones en anglosajón) de dólares, según Joseph Stiglitz (http://goo.gl/HVAZJE). Por lo visto, la economía de guerra no le está funcionado al complejo-militar industrial de EU.

Jeffrey Lewis, del Instituto Monterey de Estudios Internacionales, confirma que no existe suficiente dinero para la hipermilitarización nuclear de EU. So what? Tampoco existía suficiente dinero para la guerra de Vietnam de Nixon ni para las dos guerras contra Irak del nepotismo bushiano de padre e hijo –aunque hoy no es lo mismo con el saludable advenimiento competitivo del BRICS.

Queda atrás el reclamo dramático para reducir los arsenales nucleares a 900 ojivas, eliminando la mayoría de las 3 mil 500 bombas atómicas almacenadas de EU, por Chuck Hagel, antes de ser ungido secretario del Pentágono.

El estudio de Jon B. Wolfsthal, Jeffrey Lewis y Marc Quint, del Instituto Monterey, explaya el costo de la modernización estratégica nuclear de EU en los próximos 30 años en un millón de millones de dólares para la tríada nuclear con el fin de mantener el presente arsenal, comprar sus sistemas de sustitución y elevar el grado cualitativo de las presentes bombas nucleares.

La tríada de analistas del Instituto Monterey considera que EU mantiene un robusto arsenal nuclear desplegado en una tríada de sistemas estratégicos de lanzamiento, que incluyen misiles balísticos de largo alcance en los submarinos y en tierra, así como en bombarderos atómicos.

Es interesante que el acmé del remplazo de las plataformas y sus ojivas asociadas de EU coincidan con las proyecciones de modernización nuclear de Rusia para 2020.

Se atraviesa un problema irresoluble: la dramática crisis fiscal de EU que afecta las proyecciones para financiar su hipermilitarización nuclear.

La tríada del Instituto Monterey cita al jefe de Estado Mayor de la Fuerza Aérea, general Mark Welch, quien comentó que el costo de modernizar la infraestructura nuclear requiere un muy honesto (sic) debate sobre lo que se puede usar para invertir.

El amarillista cuan pugnaz portal británico Daily Mail (http://goo.gl/aa97aR) aborda el proyectado gasto de un millón de millones de dólares de armas nucleares de EU justo cinco años después del Premio Nobel de la Paz de Obama y devela que EU gastó más que nunca (¡supersic!) en 2014 en investigación, desarrollo, pruebas y producción de armas nucleares, incluyendo la Segunda Guerra Mundial (¡supersic!)

Daily Mail arguye que estas cifras no incluyen cualquier gasto del Pentágono en sus fuerzas aéreas, en sus silos de misiles o el personal que tiene el botón nuclear como una opción viable en el caso del primer golpe por cualquiera de los enemigos de EU.

Refiere que queda hecha añicos la campaña electoral de Obama sobre la reducción del arsenal nuclear de EU y aduce que los planes para la modernización de las armas nucleares de EU le darán mayor influencia para forzar al mundo a reducir sus arsenales en todos lados. ¿Amenazando con despilfarrar alucinantes sumas hipermillonarias, piensa Obama obligar a Rusia y China, no se diga India y Pakistán, a cesar sus respectivos rearmes nucleares?

Daily Mail fustiga al Instituto Monterey como una escuela de graduados del Colegio Middlebury de Vermont inclinado a la extrema izquierda (¡supersic!) y cita como justificación del rearme nuclear de EU al cambio geopolítico de la invasión (¡supersic!) de Putin a Ucrania, según Gary Samore, principal consejero nuclear de Obama.

¿Cuándo invadió Rusia a Ucrania?

Según Daily Mail, con su modernización nuclear, EU se ha comprometido a elevar la puja (¡supersic!) en el interminable juego de póquer (¡supersic!) de alto riesgo (sic) que es la diplomacia nuclear global.

El grave problema estructural del atribulado Obama –que maniobra en el mundo de lobos de Wall Street– es que no se ha percatado de que es el Gorbachov de EU a quien le tocó la triste tarea de lidiar en el incipiente nuevo orden multipolar del mundo pos-Crimea con la inexorable decadencia de la otrora superpotencia unipolar.

¿La hipermilitarización nuclear de EU impedirá su decadencia? Lo dudo.

LaJornada

Julio Anguita | La ratonera: ¿Cómo se gestó esta trampa para el erario público?

Posted in Armamento, Economía, Estafa, Opinión, Política on 28/09/2014 by athelvok

Julio Anguita
10:18 – 26/09/2014

 

espana-medico-ok.jpg - 225x250

El monto de la deuda pública ya ha superado el 100% del PIB, más de un billón de euros. Un porcentaje elevado de esa cantidad puede considerarse como deuda ilegítima, es decir aquella que ha sido contraída para beneficiar y/o paliar las consecuencias de errores, malversaciones y fraudes de determinados agentes económicos privados, por ejemplo la banca.

Sin olvidar tampoco que, por acuerdo de la eurozona, otras cantidades dedicadas a tal fin no se han computado como deuda. Pero hay un caso que suele pasar desapercibido: es el de los 40.000 millones de euros contraídos por el Ministerio de Defensa en gasto armamentístico y que no hay viabilidad económica para su pago. ¿Cómo se gestó esta trampa para el erario público?

En 1997 el Gobierno (PP) mediante los Programas Especiales de Armamento y a través del Ministerio de Industria concedió a determinadas empresas (EADS, Indro, Santa Bárbara y Navantia ) anticipos reintegrables sin interés alguno. El encargo consistía en la fabricación de aviones, helicópteros, carros de combate, fragatas y submarinos.

El horizonte de pago se fijaba entre el 2030 y el 2040, fecha en que caducaba “la vida útil” del armamento. En 2011 la Secretaría de Estado de Defensa (PSOE) emitió un informe en el que señalaba que el Ministerio no tenía capacidad de endeudamiento y que, por otra parte, era consciente de ello. Mención especial merecen estas palabras: “no deberíamos haber adquirido algunos sistemas (de armas) que no se van a usar, para escenarios de confrontación que no existen y con un dinero que no teníamos entonces ni ahora?”.

El informe acentúa su rotundidad cuando afirma que el Ministerio puso en marcha un mecanismo de generación de deuda sabiendo que nunca iba a poder pagar. ahora ¿Se depuran responsabilidades? ¿Carga todo sobre las espaldas del contribuyente? Durante años han ido urdiendo una inmensa ratonera de la que va costar esfuerzos y voluntad cívica poder salir.

Julio Anguita. Excoordinador general de IU

ElEconomista

Guerra nuclear y rol de Rusia en Ucrania, por Carlos Santa María

Posted in Armamento, Censura, Economía, EEUU, Estafa, Geopolítica, Manipulación, Occidente, Opinión, Rusia, Ucrania, UE on 03/07/2014 by athelvok

 

alt

Por Carlos Santa María

En todo el orbe, y especialmente las fuerzas progresistas, se hacen una pregunta que parece no haber sido respondida con claridad: ¿por qué Rusia, insultada, sancionada, violadas sus fronteras, calumniada, atacadas sus legaciones diplomáticas, asesinados sus periodistas, masacrados los rusos étnicos en Ucrania, es decir, agraviada en grado extremo por la Red House y la Unión Europea, no ha reaccionado proporcionalmente?¿Cómo es posible que un país soberano y su Gobierno acepten que un país extranjero continúe su injerencia, humillándolos al ordenarles la posición militar que deben tener sus tropas y manifieste que no las tolerará cercanas a las “fronteras propias” incluso, es decir, cercanas a los rusos originarios que habitan el este de Ucrania?(1)

Al respecto se pueden dar como mínimo cinco respuestas comprensivas, aclarando que poseen un carácter tentativo por lo complejo de la temática: una, que el Gobierno ruso no quiere arriesgarse por ningún pueblo que no sea el suyo; dos, que no posee el armamento militar o la defensa adecuada ante contrincantes fuertes; tres, que posee un alto temor ante la guerra mediática que alcanza a una parte importante del mundo; cuatro, que esta crisis la afectará de modo económico determinante y la mentalidad del capital es suprema; cinco, que sabe exactamente la inestabilidad mental de las élites transnacionales y su amenaza nuclear.

La primera respuesta, evadir su compromiso por otras naciones, no es tan evidente pues en los foros internacionales se ha sostenido una posición de defensa de los pueblos sirios, iraníes, palestinos y otros, iniciando una estrategia de relaciones justa en amplios campos de cooperación con las naciones que se encuentran más agredidas por la Casa Roja y la Tríada (Inglaterra-Francia-Alemania). El caso de Crimea demuestra que cuando hay que actuar se realiza la definición de forma precisa, concreta, definitiva, midiendo racionalmente las consecuencias presentes y futuras ante los reclamos de las grandes potencias y dejando cimentado su triunfo con celeridad. Se sabe de la detención de misiles teledirigidos contra objetivos militares sirios aplicando la tecnología rusa, lo que ha aclarado su posición ante cualquier intento de invasión, invalidando toda intervención que pretenda derrocar al mandatario elegido democráticamente.

En cuanto a la debilidad militar, la historia es muy clara: la experiencia de Rusia ha sido probada en diversos frentes y especialmente en la Segunda Guerra Mundial, donde la derrota de los nazis en Stalingrado determinó el fracaso de Hitler: no fue, como lo ha mostrado Hollywood, la armada o aviación euroatlántica la vencedora, puesto que llegaron cuando el triunfo estaba casi asegurado y, más bien, para impedir el ascenso imparable de las tropas soviéticas que “amenazaban” la Europa Occidental. La existencia de fuerzas entrenadas para combatir en tierra pertrechadas con tanques y armamento muy potente, defendidas desde el espacio aéreo y con la posibilidad de intervenir con una flota de amplio espectro, aplicando ingeniería de última generación, permitirían creer que posee una escuadra formidable. La duda es si sería suficiente, sin vincularse China u otros Estados, para enfrentar a la Alianza OTAN en una guerra convencional o de otro tipo.

Respecto al conflicto mediático, es claro que aún el poder lo poseen cadenas transnacionales que son dueñas de gran parte de las comunicaciones. Ello no implica que esa batalla se gane en esa dimensión pues la conciencia de los pueblos es fundamental cuando se hace presente para defender su soberanía o politizar la sociedad. En esta situación, independiente que la “opinión pública” pueda ser manipulada como ocurre en varios países de América Latina, por ejemplo, ello no implicaría el compromiso de los Gobiernos en una guerra que compete a una potencia que involucra a Europa como carne de cañón y que pronto se desanimaría si no ve amenaza real a sus fronteras.

Económicamente ha ocurrido un fenómeno extraordinario pues ha abierto un cosmos de opciones tanto con Asia, América y África, convirtiéndola en un líder indiscutido. Es más, las transnacionales quedan desligadas de mecanismos para engendrar primaveras violentas y apoderarse de los recursos nacionales ahora que se toma conciencia de la unidad a través del G77 y las propuestas para organizar un mercado con nuevas reglas de solidaridad, monedas diferentes al dólar, intercambio en justa proporción, la creación de bancos comunitarios y la organización de una nueva institucionalidad diferente a la ONU o reformada integralmente. Naturalmente, las sanciones disminuirán los ingresos base aunque permitirán en corto plazo recuperar la estabilidad infraestructural si se realiza un gestión inteligente desde lo financiero y productivo.

Los cuatro factores mencionados pueden adquirir mucha importancia dependiendo del prisma que se utilice para darle mayor o menor proporción a cada uno. Lo cierto es que todos serán debilitados en la medida que se retroceda en los principios fundamentales de la soberanía internacional.

Tal vez, si ninguno de los anteriores factores fuera suficiente, la única razón por la que no se responde proporcionalmente a las agresiones podría estar en que se conoce por fuentes confiables de la inestabilidad mental en las élites transnacionales y su amenaza nuclear en caso de apoyar decididamente a las repúblicas de Donetsk y Lugansk, con el objetivo de impedir el genocidio de rusos verdaderos, o sea, de su propia población.

Sería importante contextualizar esta situación con varias interrogantes: ¿cómo resolverá el régimen de Estados Unidos y las potencias europeas (Inglaterra y Alemania) la inmensa bancarrota que se les acerca a nivel económico y social?¿Será la guerra convencional, para continuar con la confrontación nuclear, las fases preestablecidas?¿No se habrán dado cuenta los propietarios de los complejos militares-financieros que la guerra en esa dimensión es un improbable para recuperar su dinastía y sostener el poder?¿Serán tan serviles los Gobiernos de países europeos, al igual que Francia, para aceptar una conflagración mundial ordenada por dichas élites?¿Existen problemas siquiátricos graves en quienes desean una escalada militar y, por ello, no pueden liderar al mundo?

Estas preguntas deben ser obligatorias para los dirigentes mundiales, especialmente para aquellos que con una racionalidad cuerda se dan cuenta que existe una tendencia suicida en la Unión Europea destinada a profundizar los conflictos con el fin de obligar a Rusia a intervenir en Ucrania, dando la razón esperada y llegada por fin, para acusar al oso ruso de injerencia en el extranjero.

Rusia ha soportado estoicamente todas las agresiones y trampas de parte de Estados Unidos, Alemania, Inglaterra, Francia, para apoderarse de Ucrania y obligar a Rusia a intervenir militarmente, las cuales suman cronológicamente una cifra exorbitante: falaces negociaciones de paz el 21 de febrero con Polonia incluido, mientras preparaban el golpe de Estado para el 22; acuerdos de Ginebra para un plan de paz en abril dejados unilateralmente sin efecto, sanciones permanentes en todo campo y aún bloqueo enorme; movilización de la OTAN cercando a Rusia; intervenciones de representantes de esas potencias burlándose del presidente ruso y sus planteamientos; acusaciones sin pruebas de intervención en Ucrania, genocidio de civiles, son una parte de ello.

Conocido el mapa de bases que posee Estados unidos y la OTAN en el mundo, el régimen de Obama, en un claro intento de retar al presidente Putin, ha enviado dos bombarderos nucleares a Reino Unido más tres B-52 Stratofortress, estacionados previamente en la base de la RAF en Fairford en Gloucesterhire, provistos de misiles subsónicos AG-86 y equipados con 80 cabezas nucleares. Si se sustenta en que el danés Rassmussen definió textualmente a Rusia como enemigo, la suspensión de los servicios de navegación aérea en Austria, Alemania, República Checa y Eslovaquia por los juegos de simulación de una guerra con Rusia, se percibe que las reacciones del mandatario han de ser interpretadas con esta clave.

Por el contrario, mientras el canciller Lavrov en la ONU y a nivel presidencial han insistido reiteradamente sobre la necesidad de detener la masacre del sureste, la intervención de la Red House y sus aliados es directa, sin vergüenza, desafiante, amparándose en un factor que se supone es la supremacía militar y (o) nuclear realmente.

Cabe intentar entender en este momento la posición rusa, posiblemente con el fin de no dar pie a una escalada nuclear que es la que los “locos del poder” en Estados Unidos desean para resolver la implosión económica que les deviene y se ven imposibilitados de ocultarla o simplemente “resolverla” al declarar una guerra directa. Es importante recordar que dentro de sus mentes torcidas es factible que los análisis que hacen sean los siguientes: la guerra es lejos de nuestras fronteras, no tocarán a los EE.UU. pues poseemos escudos nucleares, los tontos-imbéciles de Europa se sacrificarán por nosotros, incluido Israel, Inglaterra, Alemania y los becerros de Francia; se exterminarán entre europeos, rusos, chinos, japoneses, mientras nosotros estamos libres o enviamos obreros de clase baja e inmigrantes de América. Luego, cuando las fuerzas estén desgastadas, allí se intervendrá con toda potencia para continuar el modelo neoliberal dictatorial de expoliación mundial, dando la victoria a Occidente y, de nuevo, resolver “el mundo de la libertad” al gusto. Así, se destruirá la oposición y ansias de soberanía, democracia y libertad de Irán, China, Rusia, Venezuela, Bolivia, y todos los que deseen su liberación. No es descabellado pensarlo.

Tal como lo hemos sostenido desde hace un tiempo largo, y ahora confirmado por diversos análisis (2), desafortunadamente el presidente Obama se encuentra en una situación que lo ha puesto racionalmente en entredicho -denominado realidad paralela- lo que indica que su comportamiento es errático, por lo cual no ofrece ninguna seguridad en sus apreciaciones y, más bien, hay que entenderlas en su opuesto. No es anticientífico relacionar un cabello encanecido en menos de cuatro años, producto de tensiones inmensas, con una actuación sin equilibrio intelectual o lógico. Es aún más delicado si se considera lo que ocurre actualmente a través de criterios geopolíticos determinados humanológicamente por lo que se considera “escena de pánico”, lo que puede conducir a decisiones propias de ambición desmedida.

Hay que reiterar que la incertidumbre que se presenta en la no reacción de Rusia, preocupa ya que la violencia hacia esta es tal que la Red House ha sentenciado que no aceptarán la intervención de las fuerzas militares rusas en el este de Ucrania, tal como lo manifestó el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest.

Por tanto, es fundamental insistir en el perfil siquiátrico de los líderes transnacionales de las potencias puesto que de las órdenes emanadas en tanto superiores y acatadas por Obama, Merkel, Cameron, tiene gran significación pues existe un “alzhéimer histórico” demasiado profundo que les impide tener conciencia de que su lógica está desviada, tal como la locura lo expone. No darse cuenta que se apoya la usurpación de las Malvinas y se cuestiona a Crimea está por fuera de toda percepción normal; poseer un campo de concentración en Guantánamo y una Escuela de Las Américas donde se tortura (independientemente de su cambio de nombre), o se tienen presos políticos sin juicio justo y, a su vez, criticar la prisión de un delincuente que desea un golpe de Estado violento en Venezuela, indica que los límites están sobrepasados verdaderamente. Lo más grave es apoyar el terrorismo y negarlo como si fuera un peligro, lo que indica que se está ante personajes con problemáticas graves desde lo mental.

La respuesta a la no intervención de Rusia puede estar relacionada con la desconfianza en la actuación de personas que siquiátricamente no poseen escrúpulos para torturar, asesinar, quemar, matar niños o civiles indefensos, pues ya lo han hecho durante muchos siglos y en sus propias colonias, los que actúan con reacciones desproporcionadas. En esta dirección, si se establece corredores humanitarios en las fronteras del este ucraniano, como un resultado de la responsabilidad histórica de Rusia, y Occidente no los acepta, podría ocurrir una guerra limitada con armas convencionales; la derrota de Rusia conduciría obviamente a una respuesta nuclear o viceversa, conduciendo a un desenlace sin precedentes. La otra opción es que se acepte que Ucrania ya no es la misma y que los conflictos existentes se tendrán que ir resolviendo en una combinación de tensión y diálogo permanente, sometido a las posiciones ganadas.

La hipótesis es que el Gobierno de Vladimir Putin no se enfrenta a un enemigo peligroso solamente, sino que con serias interferencias de carácter mental e intelectual, lo que agrava la situación pues no se conoce su reacción normal. Mentalmente agresión, insultos, amenazas, son propios de personalidades paranoides; intelectualmente no se puede explicar de modo lógico las operaciones cerebrales, tal como ocurre con las frecuentes declaraciones del Departamento de Estado negando la realidad de su creación y apoyo al EIIL en Siria y el desarrollo del terrorismo en Irak.

¿Qué hacer?

Todas las naciones con Gobiernos soberanos que desean la paz mundial tienen que actuar decididamente y poner sobre el tapete el peligro nuclear existente puesto que los niveles de agresividad sobrepasan todo lo permitido: cortar el agua y la luz a una ciudad, destruir un pueblo, asesinar a civiles, calcinar a los opositores, usar sicarios para eliminar activistas, no puede ser permitido ni dejarse a declaraciones formales simplemente.

Hoy debe haber una campaña organizada por el G77 exponiendo esos planes, para establecer una política coordinada a nivel mundial que explicite y difunda los intentos de las potencias para resolver sus problemas económicos amenazando con la guerra nuclear. Analistas serios se interrogan si no será el momento que China y Rusia, en una unidad visible, realicen un manifiesto de defensa de la soberanía y supervivencia del mundo actual, complementado por la mayoría de naciones que desean un destino armónico para el orbe, avanzando sin temores en acciones que estimulen la soberanía y la descolonización, tal vez la única estrategia para detener los intentos de la destrucción humana por parte de organizaciones dictatoriales.

Más allá de las denuncias, protestas enérgicas, apertura de investigaciones, exigencias, calificación de unilateralidad, indicaciones de hipocresías, las que están ubicadas de modo cercano en el plano retórico pues no conducen a algo concreto que disuada efectivamente al adversario, se considera que Rusia debe otorgar, al igual que otras naciones, apoyo a las provincias del sudeste para ser libres, lo que implica una responsabilidad inmensa ante el mundo. Rusia tiene la oportunidad histórica en este nuevo siglo de establecer corredores humanitarios para defender a las repúblicas populares rusas de la masacre a la que son sometidas.


Frente a un poder tan inmenso de los Medios particulares, donde incentivan confrontaciones, deforman la realidad, movilizan los sentimientos populares, cabe ya la pregunta si los Gobiernos soberanos deben exigir o crear una legislación en cada país que sancione directamente a aquellos que no se ajusten a la verdad de los hechos y que contribuyen a la zozobra de la sociedad.

Los dirigentes gubernamentales que representan el sistema capitalista neoliberal arrojan una duda intelectual inmensa: no se han dado cuenta que sus mecanismos austericidas provocan la crisis de su mismo sistema(3), o sí lo saben y se encuentran en una encrucijada respecto a la decisión que deberían ética y humanamente tomar. Seguramente conocen que la paz es el mejor camino para la Humanidad… aunque se resisten a aceptar que el mundo pueda ser mejor y más confiable. Por ello, de las interrogantes y sus posibles respuestas se deducirá el presente de este mundo imperfecto y extraordinario que nos debería acoger por miles de años, por sobre la mentalidad absurda, vengativa y desquiciada de personas llenas de maldad en su interioridad ideológica.

Cuando Derek Chollet, Secretario adjunto del Departamento de Defensa de Estados Unidos, coordina en Kiev la represión militar y Polonia está dirigiendo las operaciones militares en Ucrania, la injerencia es evidente pese a sus acusaciones al Gobierno ruso. Ya ha sido comprobado que empresas privadas de seguridad o simplemente agencias reclutadoras de mercenarios, que seleccionan, entrenan y ponen en acción a sus “funcionarios” armados para la función que se les destine a través de negocios o contratos… especialmente de carácter terrorista, están actuando al servicio de Poroshenko. Por eso, no ha sorprendido a Estados Unidos, ni es negativo para sus intereses, el avance terrorista del EIIL, ya que se ha confirmado que sus líderes tuvieron entrenamiento de la OTAN y que el objetivo es la balcanización o separación territorial de Irak en tres Estados diferentes.

Ante esta grave situación que combina la guerra convencional con la nuclear, unido a la hipocresía y la falsedad de la negociación de la Red House y sus aliados, es preciso saber que sin guerras el mercado capitalista se destruye rápidamente, lo que presiona la creación de tantos focos de conflagración. Esta realidad incuestionable se combina con que un sector élite es consciente de la realidad y la necesidad de entrar a realizar reglas más justas de intercambio comercial, de relaciones políticas y de estabilidad internacional. Sin embargo, si la línea de los halcones, con sus garras desalmadas y sus fauces dispuestas a devorar la justicia necesaria a las naciones y los seres humanos se impone, la amenaza nuclear está muy cercana. Ojalá que la pobreza que asolará a Estados Unidos en tiempos próximos no sea un detonante de la hecatombe del planeta.

Finalmente una conclusión de principio: el texto anterior puede convertirse en una visión explicativa del rol trascendente que Rusia juega en este momento en el plano internacional, aunque no cubre las respuestas exactas que son del orden estratégico reservado de una nación. Lo esencial es que se logre aportar concretamente en la defensa de una región bombardeada y en peligro de exterminio total puesto que los niños, el germen de la sociedad, no son responsables de la existencia procaz de una mentalidad que considera a nuestro mundo como un objeto de expoliación y quienes tienen que ser desterrados del poder omnímodo para convertirlos en ciudadanos de pacificación. La amenaza nuclear existe y los senderos de resolución también.

NOTAS

1. http://hispantv.com/detail/2014/06/21/276756/eeuu-no-soporta-presencia-tropas-rusas-cerca-ucrania
2. http://www.contrainjerencia.com/?p=88896
3. Se ha intentado ligar a teorías conspirativas sin soporte científico las afirmaciones según las cuales ya se habría realizado una estructura subterránea por parte de nodos de control transnacional, con el fin de proteger a sus familias en caso de una conflagración mundial de carácter nuclear, lo cual está dentro de lo posible. Se ha informado que en la isla noruega de Svalvard se ha creado un banco de germoplasma vegetal integral con el que se podría reforestar la tierra nuevamente… dudas penetrantes al saber del robo genético de ADN de tribus indígenas en América Latina.

ElEspíaDigital

La “ecuación 2, 2, 2, 1” del Pentágono reconoce a Rusia y China como “pesos pesados”, por Alfredo Jalife-Rahme

Posted in Alfredo Jalife-Rahme, Armamento, China, EEUU, Europa, Geopolítica, Occidente, Opinión, Rusia on 18/05/2014 by athelvok

 

Foto

Militantes pro rusos avanzan hacia sus posiciones para enfrentar a las tropas del gobierno ucranio en las afueras de Slaviansk. Foto Ap

Una de las consecuencias de las sanciones de Occidente a Rusia es la profundización de los lazos de Moscú con China e India, la cual toma un giro dramático con el uso de la carta geoenergética por el presidente Vlady Putin (http://www.jornada.unam.mx/2014/05/14/opinion/024o1pol).

Una gran parte de los locuaces cuan pugnaces civiles de la clase política de Estados Unidos –no se diga sus desinformadores multimedia– no están actualizados como sus militares, quienes manifiestan profundo respeto balístico hacia Rusia y China.

El jefe de las Fuerzas Conjuntas de Estados Unidos, general Martin Dempsey, impartió la conferencia Defensa disruptiva: seguridad dinámica en la era de las nuevas tecnologías (http://www.atlanticcouncil.org/news/transcripts/transcript-gen-martin-dempsey-at-disrupting-defense) en The Atlantic Council – think tank con sede en Washington, vincu­lado al Partido Republicano y a la OTAN–, seis días antes de la trascendental visita del 20 y 21 de mayo del zar geoenergético global Vlady Putin a Shanghai.

En su relevante intervención, Martin Dempsey sentenció que Rusia y China son hoy dos pesos pesados globales, que influyen en las decisiones estratégicas sobre los desafíos globales en seguridad. ¡Ni más ni menos que el nuevo orden geoestratégico tripolar esbozado por Bajo la Lupa (http://www.jornada.unam.mx/2012/08/01/opinion/020o1pol)!

El máximo general de carrera de Estados Unidos reveló el nuevo paradigma de seguridad de su país mediante la ecuación nemotécnica 2, 2, 2, 1, que significa: “dos pesos pesados (Rusia y China); dos pesos medianos (Irán y Norcorea); dos redes (Al Qaeda y el crimen trasnacional organizado) y un sistema (ciberseguridad).

Aduce que la red de Al Qaeda y sus afiliados van desde Afganistán, Pakistán, atraviesan la península arábiga, la parte oriental de Siria, la región occidental de Irak, Yemen, Somalia, norte de Africa y África occidental, pasando por Nigeria.

Estados Unidos “usa diferentes instrumentos de poder –diplomáticos, económicos y militares– si trata con una nación-Estado, o con un peso mediano que aspira a tener mayor influencia de lo permitido, y que puede ser canalla de tiempo en tiempo”. Externó que las dos redes no estatales no responden al género de presión de las naciones-Estado.

Cuando el ejército de Estados Unidos se ha vuelto muy tecno-dependiente de la ciberseguridad, considera que existen dos temas que le preocupan al respecto: 1) la falta de preparación de Estados Unidos ante un ciberataque, en particular, al sector financiero; y 2) la corrupción de los datos (precisión, navegación y tiempo), que ocasiona la pérdida de confianza en los sistemas operativos.

Por cierto, China es una potencia nada desdeñable en ofensiva cibernética (http://actualidad.rt.com/actualidad/view/128069-cinco-armas-chinas-mayor-peligro-eeuu).

Juzga que en la perspectiva militar la corrupción de los datos es más alarmante (sic) que la negación de los datos.

Elaboró que cada actor, sea adversario o potencial adversario, requiere un abordaje diferente ya que cada uno responderá en forma muy diferente a los diversos tipos de presión.

Dos características fundamentales del nuevo militarismo de Estados Unidos son la agilidad y la innovación.

Martin Dempsey anunció que se encontrará en Bruselas en una reunión de la OTAN, en sincronía de la visita histórica de Putin a China, y juzga que el atlantismo se encuentra en una crítica encrucijada debido a la situación en Ucrania, por lo que debe reconsiderar su flanco sureño (Portugal, España, Italia y Grecia), que está íntimamente ligado al Medio Oriente y Norte de África, cuyos temas (sic) podrían cambiar profundamente la vida de Europa, no sólo la parte sureña, sino también el norte y su parte central.

A mi juicio, pareciera que Europa peligra por todos lados. ¿Se habrán percatado de la fantasmagórica espada de Damocles de Al Qaeda en Alemania y Francia?

En referencia a una pregunta sobre la situación en Ucrania adujo que le compete a la OTAN, quien debe estar más preocupada, mientras Estados Unidos usa el instrumento de poder económico en forma diferente como persuasión y castigo.

Se detecta que el general no se encuentra muy convencido de las sanciones económicas después de haber convocado a un grupo de economistas quienes no supieron explicarle cuáles eran los riesgos inherentes para aplicarlas como instrumento de poder cuando Estados Unidos tiene una clara imagen de la capacidad de las fuerzas militares de Rusia con el agregado de Putin (su sicología), ya que una gran proporción de la población rusa está dispuesta a enderezar (sic) las desviaciones de la fase temprana de la pasada década del siglo XX.

Sobre la aportación teórica de los convocados economistas, comenta que si vamos a usar los instrumentos (sic) de poder en forma diferente en el futuro, entonces debemos recalcular nuestros modelos de riesgo.

Juzga que la más persuasiva descripción que tiene de Vladimir Putin es su deseo por un legado personal y el bienestar económico de Rusia.

El máximo general de Estados Unidos tenía en mente los nuevos instrumentos militares no convencionales de Rusia, que disuaden a cualquiera.

Ante una pregunta de Leandra Bernstein, de Ria Novosti, Martin Dempsey comentó que Estados Unidos “no debe regresar a una guerra fría con Rusia”, ya que existe un mayor número de temas en los que Estados Unidos colabora con ellos, el futuro del Ártico, acciones contra narcóticos, contra piratería, y el espacio, por lo que se debe buscar un común denominador.

Aduce que el peor escenario con Rusia es el retorno a la guerra fría y el despliegue de fuerzas en el Báltico y Polonia, debido a los sucesos en Ucrania, al unísono de otras disrupciones en geopolítica.

Arguye que la globalización no ha tenido los mismos efectos de la estrategia de la guerra fría, que fue muy estable: contención hasta que la Unión Soviética cambió por su propio acuerdo (TBP, 15/5/14).

Martin Dempsey se reunió con su homólogo chino después de su conferencia, con quien luego estuvo el siguiente día entero en la Universidad de Defensa Nacional. ¡A tomar nota!

Martin Dempsey deja atrás el pasado cuando nuevos instrumentos (¡supersic!) se requieren para manejar dinámicamente un mayor ambiente de compleja seguridad –eco del ensayo en Quadrennial Defense Review de 2004– y teme que Estados Unidos no pueda innovar lo suficientemente rápido ante los nuevos desafíos.

Pese a la inestabilidad política, Martin Dempsey considera que Estados Unidos tiene plazo hasta 2025 y aún no necesita realizar cambios disruptivos, ya que tiene un ejército notablemente bueno para conflictos grandes y pequeños y que el recorte presupuestal para disminuir los costos del Pentágono –en soldados, sus excesos y su infraestructura– tiene como finalidad innovar con una mayor agilidad en las fuerzas de despliegue de avanzada que provean una presencia dinámica donde más se requiera en ultramar.

Ahora el ejército de Estados Unidos necesita hacer menos con menos, pero no menos bien, por lo que debe pensar seriamente cómo jerarquizar.

Llamó la atención que no abordara el controvertido pivote de Obama para cercar a China y sólo se enfocara en Rusia, con la que no desea ir tan lejos como los daltónicos economistas con ínfulas de verdugo citados a su oficina del Pentágono.

LaJornada

Blackstone y Jacob Rothschild, beneficiados con la desaparición del avión de Malaysia Airlines, por Jalife-Rahme

Posted in Armamento, Economía, Opinión on 30/03/2014 by athelvok

 

Alfredo Jalife-Rahme
Ceremonia en Kuala Lumpur efectuada el jueves 27, en memoria de los pasajeros del vuelo desaparecido de Malaysia Airlines. Foto Ap

Ceremonia en Kuala Lumpur efectuada el jueves 27, en memoria de los pasajeros del vuelo desaparecido de Malaysia Airlines. Foto Ap

En la era tripolar geoestratégica del mundo post Crimea entre Estados Unidos, Rusia y China, es imperativo contrastar la avasallante desinformación de Occidente mediante la imprescindible consulta del portal multimediático ruso Russia Today (22/3/14).

Como suele suceder en los accidentes misteriosos, la insólita desaparición del avión del vuelo MH 370 de Malaysia Airlines –cuya explicación no satisface a nadie, menos a la mayoría de los afectados chinos– ha provocado infinidad de interpretaciones, algunas descabelladas y otras perturbadoras.

Mientras arreciaba la guerra de sanciones de Estados Unidos y la Unión Europea contra Vlady Putin, Russia Today publicaba en forma estrujante que a los cuatro días (¡supersic!) de que el vuelo MH 370 desapareciese, una patente de semiconductores fue aprobada por la oficina de patentes de Estados Unidos (http://es.scribd.com/doc/215253613/Us-008671381 ). ¿Se desató la guerra de patentes?

A juicio de Russia Today, el beneficiado con la patente de semiconductores de marras es Jacob Rothschild, de la polémica cuan legendaria dinastía bancaria.

La patente estaba compartida entre cinco titulares con 20 por ciento cada uno: la empresa Freescale Semiconductor, con sede en Austin (Texas), y los otros cuatro oriundos de la ciudad de Suzhou (China) son empleados de la empresa texana, quienes se encontraban a bordo del extraviado avión.

El portal ruso señala que si el titular de la patente muere, los demás titulares compartirán equitativamente (sic) los dividendos de la persona fallecida, siempre y cuando no se dispu­te en su testamento. Desaparecidos y/o muertos los cuatro copropietarios chinos de la patente, por tanto quien quede con vida consigue 100 por ciento de la patente, como sucedió en este caso con la texana Freescale Semiconductor, que pertenece a la controvertida empresa invisible Blackstone, cuyo propietario es el banquero israelí-británico Jacob Rothschild (http://actualidad.rt.com/actualidad/view/123046-rothschild-hereda-patente-semiconductores-avion-malasio ).

Los inventores y aplicantes fueron los cuatro chinos desaparecidos y el asignado nada menos que Freescale Semiconductor. ¡Vaya suerte!

Destaca en forma inquietante la identidad invisible de Blackstone y su interconectividad con BlackRock y Evercore Partnership las que, coincidentemente, se encuentran detrás de la privatización de Pemex (http://www.jornada.unam.mx/2013/12/11/opinion/026o1pol ).

Resalta que Blackstone gestó a Black­Rock http://es.scribd.com/doc/190771679/Ralph-S, dirigido por el israelí-estadunidence Larry Fink (http://dealbook.nytimes.com/2014/01/23/lessons-from-blackstone-for-blackrock/?_php=true&_type=blogs&_r=0 ). Más allá de la interconectividad cupular de Blackstone/BlackRock/Rothschild/GeorgeSoros/Scotia bank/Evercore Partnership/Protego http://es.scribd.com/doc/190772197/C-Financiero2 con Kissinger Associates y la polémica aseguradora AIG (http://www.muckety.com/American-International-Group-Inc/5000105.muckety ) que preside el israelí-estadunidense Maurice Hank Greenberg (http://www.sourcewatch.org/index.php/Blackstone_Group ), vale la pena escudriñar la identidad empresarial de Freescale Semiconductor.

Resulta extraño que entre los 239 pasajeros, 20 pasajeros eran empleados del Pentágono, además que cuatro pasajeros tenían pasaportes apócrifos.

Por encima de las inevitables conjeturas, lo relevante radica en la profesión en electrónica de los 20 empleados del Pentágono muy versados en el arte de la guerra electrónica para evitar los sistemas de radares militares (http://www.examiner.com/article/malaysia-jet-hidden-by-electronic-weaponry-20-ew-defense-linked-passengers ).

Curioso: de los 20 empleados desaparecidos de Freescale Semiconductor, 12 eran oriundos de Malasia y ocho de China.

Freescale Semiconductor se jacta de que sus productos tienen aplicaciones en comunicaciones en el campo de batalla; avionics; guía de misiles; guerra electrónica e identificación de amigo o enemigo.

La polémica empresa texana fue una de las primeras de semiconductores en el mundo que inició como una división de Motorola, de la que luego se separó para ser adquirida en 2006 por Blackstone (de los Rothschild), el omnipotente Grupo Carlyle y TPG Capital.

Grupo Carlyle ostenta la titularidad del nepotismo dinástico de los Bush, de Frank Carlucci (ex consejero de Seguridad Nacional y ex secretario del Pentágono), del ex premier británico John Major, y cuyo representante en México es el polémico Luis Téllez Kuenzler, hoy a cargo de la bolsa, donde han sucedido varias interrupciones extrañas de las cotizaciones (http://www.muckety.com/Carlyle-Group/5000357.muckety ).

TPG Capital es una poderosa firma de inversiones con sede en Fort Worth (Texas) que preside el israelí-estadunidense David Bonderman, quien se excede en extravagancias como el haber pagado 7 millones de dólares a los Rolling Stones para celebrar su cumpleaños número 60, en 2002.

Freescale Semiconductor se especializa en la guerra electrónica y su tecnología furtiva (“ cloak technology”) usa estrategias de contramedidas electrónicas basadas en radares (ECM): 1) interferencia del radar; 2) modificaciones de los objetivos y 3) el cambio eléctrico de las propiedades del aire.

Según The Daily Beast, un ataque israelí contra Irán iría más lejos que los conocidos bombardeos de aviones y probablemente desplegaría una guerra electrónica contra todo el sistema eléctrico del país persa, su Internet, su red de celulares y las frecuencias de emergencia para bomberos y policías.

The Daily Beast asevera que Israel ha desarrollado una arma capaz de mimetizar la señal de mantenimiento de celulares, que detiene efectivamente las transmisiones (http://www.thedailybeast.com/articles/2011/11/16/israel-s-secret-iran-attack-plan-electronic-warfare.html ). En la pasada década, Israel ha acumulado un amplio espectro de armas de alta tecnología de un valor multimillonario que le permitiría atascar, cegar y ensordecer las defensas de Teherán en caso de un bombardeo aéreo preventivo.

Más aún: existe una nueva tecnología furtiva que torna a los aviones invisibles a los radares y los oculta a los ojos humanos, mientras el camuflaje de alta tecnología puede crear campos electromagnéticos, según expone military.com (http://www.military.com/daily-news/2013/12/17/invisible-planes-china-us-race-for-cloaking-tech.html ).

China acusa a Estados Unidos de una escalada de ataques hacking (http://www.shanghaidaily.com/national/China-points-finger-at-US-as-hacking-attacks-soar/shdaily.shtml ), al unísono de que Pekín y Washington aceleran la carrera armamentista para la tecnología de ocultamiento de los aviones invisibles (http://www.foxnews.com/tech/2013/12/17/invisible-airplanes-chinese-us-scramble-for-cloaking-tech/ ).

La poderosa empresa bélica británica BAE Systems (http://www.muckety.com/BAE-Systems-Inc/5009237.muckety ) –vinculada al NSA, a Seguridad del Hogar y al ominoso Wilson Center (http://es.scribd.com/doc/190331938/l-Hamilton ), expuesta en el pestilente escándalo Al-Yamama, posee el programa adaptiv, que tiene como objetivo ocultar los vehículos motorizados, extensivo a barcos y helicópteros.

¿Detrás de la caja negra del vuelo MH 370 se encuentra la dupla financiera lúgubre de Blackstone/BlackRock de los Rothschild?

La Jornada

Polonia, nueva cabeza de playa en el plan desestabilizador de la OTAN, por Andrew Korybko

Posted in Armamento, EEUU, Geopolítica, Manipulación, Opinión, Terrorismo, Tráfico de armas, UE on 28/02/2014 by athelvok

por Andrew Korybko
Red Voltaire | Moscú (Rusia) | 28 de febrero de 2014
JPEG - 18.6 KB
El ministro polaco de Relaciones Exteriores, Radek Sikorski, con los tres principales dirigentes de la oposición ucraniana, en Kiev.

Como celoso servidor de los intereses de Estados Unidos, Polonia está desempeñando oficialmente, en su relación con Ucrania, el papel del turco de guardia. Al igual que Turquía, utilizada como trampolín para el envío de hombres y medios a los terroristas que operan en Siria, Polonia está prestando el mismo tipo de apoyo en el caso de Ucrania.

El primer ministro de Polonia, Donald Tusk, declaró el 22 de febrero de 2014 que su país ya estaba garantizando los cuidados necesarios a los opositores heridos en Kiev y que se había ordenado al ministerio del Interior polaco y a las fuerzas armadas que reforzaran esa ayuda poniendo varios hospitales a la disposición de esos elementos [1]. El ministro de Salud confirmó los contactos entre Varsovia y los rebeldes de Kiev para «organizar los cuidados [médicos] a los heridos ucranianos».

De lo anterior se desprende que Polonia extendió de hecho en cerca de 500 kilómetros dentro del territorio ucraniano la zona sobre la cual pretende ejercer su influencia, tanto a través de la acción clandestina como mediante la diplomacia. En Ucrania, los servicios de inteligencia de Polonia no se limitan a «ayudar a los heridos ucranianos» [de los grupos terroristas]. Razón de más para suponer que las regiones ucranianas fronterizas con Polonia –Lvov y Volyn– están más expuestas aún a la influencia de Varsovia. Casualmente o no, el hecho es que la región de Lvov ya trató de declararse independiente. Al igual que Varsovia –que lo hizo en el pasado y lo está haciendo actualmente–, Ankara ejerció su influencia dentro del territorio sirio en el momento más álgido de la crisis que sacude ese país árabe. No podemos olvidar que Turquía también ha albergado y prestado ayuda médica en su propio territorio a los combatientes (terroristas) heridos en Siria.

Para entender mejor cómo se ha aplicado el método de intervención de «dirección desde la retaguardia», es importante analizar aquí la similitud entre las relaciones que Polonia y Turquía mantienen con sus respectivos vecinos –Ucrania y Siria.

En primer lugar, la estrategia de «dirección desde la retaguardia» ha sido definida como «un apoyo militar de Estados Unidos, que se mantiene en la sombra y deja a otros los eslóganes y la propaganda». Es esa la estrategia adoptada para las guerras que se libran en teatros de operaciones donde, por diversas razones, Estados Unidos prefiere no implicarse abiertamente. Se basa esa estrategia en el uso de aliados, de «caciques» regionales a quienes se confía la misión de avanzar en la consecución de objetivos geopolíticos y geoestratégicos de Estados Unidos a través de un dispositivo de guerra asimétrica, mientras que Washington redespliega sus propias fuerzas en Asia, donde quiere llevar a cabo ante China una disuasión de tipo convencional.

En el escenario europeo, al igual que en el Medio Oriente, es Estados Unidos quien mueve los hilos. Polonia y Turquía son para Washington las mejores marionetas que podía soñar, dirigidas ambas contra sus respectivas vecinas: Ucrania y Siria. Los estadounidenses se encargan principalmente del entrenamiento de las bandas de «oposición» y de la labor de inteligencia. Por su parte, Polonia y Turquía hacen el trabajo que se les asigna aportando un respaldo directo al despliegue de esos grupos dentro del territorio de los países atacados.

En Ucrania, Estados Unidos ha estado infiltrando ONGs durante más de 10 años para penetrar la plaza, asignándoles –entre otras cosas– 5 000 millones de dólares para «ayudar el país a instaurar instituciones democráticas» [2]. En la campaña desatada contra Kiev, la NED (National Endowment for Democracy) [3] desempeñó un importante papel en hacer que la opinión pública ucraniana se tragara una reedición del engañoso video Kony 2012, utilizado como pretexto para reforzar la presencia militar de Estados Unidos en África central [4]. En el caso de Siria, los aterradores reportajes de «Danny» en la CNN fueron utilizados de la misma manera, en 2012, para desacreditar al régimen de Damasco [5].

Pero la similitud no termina ahí.

Tanto Polonia como Turquía son Estados situados en las fronteras de la OTAN. Polonia es presentada como «el más importante de todos los países fronterizos de la Alianza en términos de poderío económico, político y militar». Polonia y Turquía, comparadas con sus vecinos –Ucrania y Siria– presentan un importante interés geoestratégico y una aplastante superioridad en el plano demográfico. Ambos países padecen además de un complejo de inferioridad provocado por su gloria imperial perdida (en el caso de Polonia, pérdida de su unión con Lituania y, en el caso de Turquía, pérdida del imperio otomano). También comparten una larga frontera terrestre con los países que están en el colimador de «una transición democrática». Y tienen en común importantes lazos culturales y políticos con sus vecinos, vínculos heredados de los imperios desaparecidos, que se remontan a épocas lejanas, muy anteriores al inicio de sus crisis respectivas. Todo lo anterior confiere a Polonia y Turquía cartas de gran importancia para intervenir en el futuro campo de batalla, de manera oficial o no, y para realizar operaciones de inteligencia.

En Polonia y en Turquía existen también importantísimas instalaciones militares. La US Air Force dispone de una gran base aérea en Incirlik (sur de Turquía) donde también hay un importante radar del sistema de defensa antimisiles posicionado en el este. Por su parte, Polonia puso a disposición de Estados Unidos la base aérea de Lask y un puesto avanzado de la defensa antimisiles en el noreste de su territorio, cerca de Kaliningrado.

Cuando se observa el desarrollo de la campaña de los sublevados, que están cumpliendo en Ucrania una misión ya previamente establecida, salta a la vista una evidencia extremadamente inquietante: los metodos de los fascistas ucranianos se parecen cada vez más a los de los yihadistas que operan en Siria. Al igual que en Damasco, en 2011, donde francotiradores bien ubicados (posteriormente identificados como rebeldes) disparaban al azar contra la multitud, una lluvia de balas se abatió sobre los civiles en Kiev, donde incluso un reportero de la televisión rusa Russia Today se vio bajo fuego.

El reclamo de independencia de Lvov puede compararse con la declaración de autonomía de los kurdos del norte de Siria. En ambos casos se trata de regiones colindantes con el Estado que se inmiscuye en los asuntos internos de su vecino, por cuenta del amo estadounidense.

Aparece también el mismo paralelismo en la toma de control –por los rebeldes ucranianos y sirios– de los puestos fronterizos que les garantizan el contacto con el Estado que los respalda. Para Ankara y Varsovia, esas acciones tienen el evidente mérito de facilitar el envío de armas, hombres y medios a los terroristas cuyo surgimiento han estimulado. Y cuando los sublevados ya no logran mantener el control de las zonas fronterizas, recurren al saqueo de las instalaciones de las fuerzas gubernamentales de las que han logrado apoderarse y roban armas, ya sea arrebatándoselas a los miembros de las fuerzas del orden que logran capturar o asaltando edificio oficiales [6]. En el caso de Siria, los yihadistas acostumbran a secuestrar gente que utilizan como rehenes y a perpetrar ejecuciones sumarias. Sus émulos ucranianos van por el mismo camino, como lo demuestra la captura de 60 policías en Kiev.

Los ejemplos mencionados demuestran claramente que las operaciones de desestabilización emprendidas en Ucrania y Siria siguen un plan bien establecido. Estados Unidos está al mando de las operaciones y aplica su estrategia de «dirección desde la retaguardia». Manipula para ello a Estados traumatizados por el derrumbe de los imperios de los que algún día formaron parte. Apunta hacia territorios de gran importancia para los intereses de Estados Unidos, situados allí donde Washington prefiere no intervenir directamente, mantener en secreto su propio papel y poder negar fácilmente su propia implicación.

Existe también otra práctica que se extiende cada vez más: la utilización de grupos extremistas regionales fanatizados para orquestar a través de ellos un trabajo de desestabilización a largo plazo. En el Medio Oriente se recurre a los islamistas radicales para organizar y exportar el caos. En Ucrania, el equivalente local de los wahabitas a los que se recluta para la realización de ciertas operaciones parecen ser –cada vez más frecuentemente– los grupos de extrema derecha, léase nazis. Ucrania puede perfectamente convertirse en campo de entrenamiento para otros grupos de la extrema derecha europea. Es de temer además que los grupos de facciosos que actualmente operan en Ucrania decidan vender su experiencia al mejor postor en los demás Estados europeos.

Así como Turquía amamantó a los extremistas islámicos mediante el apoyo de Ankara a los grupos que luchan en Siria, Polonia flirtea hoy muy peligrosamente con la extrema derecha nacionalista ucraniana, como lo demuestran sus declaraciones de apoyo a los grupos que recurren a la violencia y su reciente decisión de evacuar y ayudar a los heridos de los sublevados, sin entrar a mencionar por el momento las demás formas de respaldo que se han mantenido en secreto y cuya importancia aún se desconoce.

Los extremistas islamistas se han salido del control de quienes antes los manejaban, convirtiéndose ahora en un peligro para todo el Medio Oriente. De la misma manera, los grupos nacionalistas de extrema derecha pueden acabar haciéndose incontrolables en Ucrania y poniendo en peligro toda la Unión Europea.

Cuando se establece la comparación entre Polonia y Turquía y entre Ucrania y Siria, no queda más remedio que reconocer que el concepto de «primavera árabe» se ha extendido ahora, mucho más profundamente de lo que parece, al panorama europeo.

Fuente: Oriental Review

Andrew Korybko

Nota de Oriental Review:
La feroz campaña anti-Assad que Turquía ha venido orquestando durante los 3 últimos años ha provocado en ese país un verdadero desastre político. El primer ministro turco Recep Tayyip Erdogan se esfuerza actualmente por reequilibrar su política, evidentemente desafortunada, hacia Siria. Está tratando de recuperar respaldo regional y de reconquistar el favor de la opinión pública luego de la caída de su popularidad, resultado de su calamitosa implicación en la tragedia siria. Su más reciente visita a Teherán es una muestra del espectacular cambio de actitud del gobierno turco, tanto en su manera de razonar como en cuanto a la manera de abordar la cuestión siria. Todo parece indicar que Turquía ha aprendido las amargas lecciones de su experiencia y que ha entendido lo caro que resulta hacerle el juego a otros gobiernos cuando se trata de las relaciones con sus propios vecinos. ¿Será Polonia capaz de reevaluar de la misma manera el papel que está desempeñando en la terrible crisis ucraniana? Eso está por ver.

[1] «Poland on standby to receive Ukraine’s wounded» por Mathew Day, The Telegraph, 20 de febrero de 2014.

[2] “Remarks by Victoria Nuland at the U.S.-Ukraine Foundation Conference”, por Victoria Nuland, Voltaire Network, 13 de diciembre de 2013.

[3] «La NED, vitrina legal de la CIA», por Thierry Meyssan, Однако/Red Voltaire, 11 de octubre de 2010.

[4] Kony 2012 es un video de propaganda de la asociación Invisible Children destinado a promover el arresto del jefe del Ejército de Liberación del Señor, Joseph Kony. Más de 100 millones de personas pudieron verlo a través de internet, principalmente en Estados Unidos. Basado en afirmaciones simplificatorias y otras manipulaciones, ese video impresionó emocionalmente a un gran público.

[5] «Danny» era el nombre de un activista sirio, corresponsal de los canales de televisión al-Jazeera y CNN en Baba Amro, barrio asediado de la ciudad siria de Homs. «Danny» era en realidad un delincuente remunerado por los servicios de inteligencia de Qatar para hacer creer que el gobierno sirio estaba bombardeando a la población de Homs. Durante 3 meses utilizó todo tipo de trucos para que los telespectadores de al-Jazeera y CNN creyeran que estaban oyendo y viendo bombardeos que nunca existieron en la vida real.

[6] “Rioters seize over 1500 guns in Ukraine mayhem –security servicesRussia Today, 19 de febrero de 2014.

VoltaireNet

¿Quién usó armas químicas en Siria?

Posted in Armamento, EEUU, Geopolítica, Opinión, Siria, Terrorismo on 28/09/2013 by athelvok

  • Escrito por 
  • Jueves, 26 Septiembre 2013 11:43

Juan Gelman

Washington insiste en que el presidente sirio, Bashar al Assad, dio la orden de emplearlas contra los rebeldes. Moscú reitera que fue una provocación de los insurgentes para apurar la intervención directa de EE.UU. en la guerra civil que devasta al país mediterráneo. La ONU envió una misión a Siria para certificar la dimensión del ataque que tuvo lugar en unos suburbios de Damasco el 21 de agosto pasado y causó la muerte de centenares de civiles, muchos niños en particular. Obama declaró inmediatamente que lo averiguado por la misión “no deja duda alguna” acerca de la culpabilidad de Assad. Sin embargo, las 38 páginas del informe (//s3.documentcloud.org) se limitan a certificar que ataque hubo, pero no indican quién lo desató.

Los miembros de la Misión de las Naciones Unidas para investigar acusaciones de uso de armas químicas en Siria (Unojsr, por sus siglas en inglés) asientan en su informe que dependieron de las fuerzas rebeldes para inspeccionar la zona. Detectaron el uso inequívoco de gas sarín y, a la vez, que había signos de que ciertas evidencias parecían “trasladadas” y “posiblemente manipuladas”. Esto algo dice, pero no basta. Por lo demás, la discusión EE.UU./Rusia sobre el tema, tampoco: es evidente su inevitable cariz político. Ninguno de los dos poderes ha presentado hasta ahora pruebas definitivas de lo que sostiene. La conclusión de que el gas usado es el sarín poco ayuda: el gobierno sirio ha reconocido que posee un arsenal de armas químicas y algunos grupos rebeldes se han jactado de su capacidad de producir sarín en videos que subieron a YouTube (www.youtube.com, 5/12/12).

La organización de Profesionales Veteranos de Inteligencia por la Salud informativa (VIPS, por sus siglas en inglés) elevó a Obama un memo en que le señalan: “Lamentamos informarle que algunos de nuestros viejos colegas nos afirman categóricamente que, contrariamente a las declaraciones de su gobierno, las informaciones más fiables indican que Bashar al Assad no es responsable del incidente químico que mató e hirió a civiles sirios el 21 de agosto, hecho que también conocen los servicios británicos” (//consortiumnews.co, 6/9/13). Integran VIPS doce ex agentes de alto nivel de la Inteligencia estadounidense, entre otros Thomas Drake, que fue un alto funcionario de la Agencia Nacional de Seguridad (NSA, por sus siglas en inglés), el agente de la CIA retirado Larry Johnson y W. Patrick Lang, ex alto funcionario de los servicios de Defensa, quienes firman el documento.

VIPS había enviado a W. Bush un memo similar cuando el entonces secretario de Estado, Colin Powell, pronunció un discurso en la ONU presentando informaciones que justificaban la guerra contra Irak y que resultaron falsas (//warisucrime.org, 5/2/03). “Entonces acordamos al presidente Bush el beneficio de la duda, pensando que había sido inducido en error o que estaba mal aconsejado”, se afirma en el documento dirigido a Obama. VIPS acusa al director de la CIA John Brennan de “cometer un fraude idéntico al del pre-Irak dirigido a los miembros del Congreso, los medios, el público y, tal vez, a usted mismo”.

Según los agentes de la CIA que atienden la cuestión siria –agrega el memo– “es evidente” que los hechos del 21 de agosto “no fueron producto de un ataque del ejército sirio con armas químicas de nivel militar procedentes de su arsenal”. “Hemos sabido además –añade– que el 13 y el 14 de agosto (es decir, una semana antes) las fuerzas de oposición basadas en Turquía realizaron preparativos para una gran intervención del ejército rebelde.” VIPS estima que estos hechos dan cuenta de “una provocación, planificada de antemano de la oposición siria y de sus apoyos turcos y sauditas”, que esperaban la inmediata intervención de EE.UU., anunciada luego por Obama.

El mandatario sigue con su búsqueda de apoyos nacionales e internacionales a su voluntad de atacar a Siria, pero los socios europeos no responden plenamente a su llamado. El premier David Cameron sufrió una no pequeña humillación cuando la Cámara de los Comunes rechazó su propuesta de que Gran Bretaña se sumara a la intervención de EE.UU. (www.bbc.co.uk, 30/8/13). El socialista Hollande perdió apoyo de la opinión pública francesa que, sin embargo, estuvo de acuerdo con la invasión a Mali. En EE.UU., la mayoría rechaza un ataque a Siria: como señala el New York Times, “están cansados de casi 12 años de guerra y temen caer en otra” (www.nytimes, 9/9/13).

La encuesta anual de Transatlantic Survey, entidad que registra las opiniones imperantes en Europa y EE.UU., reveló que el 62 por ciento de los estadounidenses y el 72 por ciento de los europeos –Turquía incluida– se oponen a que sus gobiernos se involucren en la guerra civil siria (www.jpost.com, 18/9/13). Pareciera que el horno no está para bollos.

Fuente: http://www.insurgente.org/index.php/mas-noticias/ultimas-noticias/item/7495-%C2%BFqui%C3%A9n-us%C3%B3-armas-qu%C3%ADmicas-en-siria?

MÁS INFORMACIÓN SOBRE LA GUERRA EN SIRIA: http://www.insurgente.org/index.php/2012-04-11-10-03-53/mundo/item/7502-verdades-y-mentiras-sobre-siria-i-las-claves

Vasos Comunicantes

De cómo unas cosas tienen relación con otras.