Estados Unidos y su complejo escenario económico actual

18/09/2013

PIA.- A cinco años del estallido de la crisis económico financiera, Estados Unidos no logra recuperarse. Tras retomar su agenda económica esta semana, el presidente Barack Obama debe enfrentarse a un complejo escenario, donde el techo de la deuda está llegando a su tope, los índices de pobreza no disminuyen, la brecha entre ricos y pobres aumenta, y los índices de medición de desempleo resultan engañosos.

Un reciente informe de la Oficina Nacional del Censo de Estados Unidos, señala que los índices de pobreza no disminuyen. Según los datos del 2012, uno de cada siete estadounidenses vive en situación de extrema pobreza. Según indica el informe, la última reducción significativa de la pobreza en Estados Unidos se produjo en el 2006, durante el gobierno de Geroge W. Bush. Desde el 2011, el porcentaje de la población pobre se mantiene rondando el 15% de su población.

En cifras concretas ese porcentaje se corresponde con más de 47 millones de personas que se encuentran inmersas en la pobreza, de las cuales 14 millones son hispanas y 10,9 millones son afrodescendientes. Respecto a la población infantil,  16,1 millones de niños viven bajo la pobreza.

Mientras tanto, se espera que la Cámara de Representantes analice durante esta semana un proyecto de ley que podría recortar los cupones de alimentos de la población vulnerable, realizando un recorte de 4.000 millones de dólares anuales y permitir a los Estados exigir nuevos requisitos para los destinatarios. En el país del norte, cerca de 101 millones de personas son subsidiarias de al menos uno de los programas del gobierno federal que subsidia los alimentos, según datos del Ministerio de Agricultura de Estados Unidos en su sitio web (junio de 2013). Esta cifra supera el número de trabajadores empleados por el sector privado en todo el país.

A estos elevados índices de pobreza se suma el aumento de la brecha existente entre ricos y pobres. Según publica la revista estadounidense “Forbes”, el patrimonio total de los más ricos ha aumentado considerablemente. “Cinco años después de la crisis financiera que tumbó las fortunas de muchos en Estados Unidos y en el mundo, los más ricos, como grupo, han recuperado todo lo que perdieron”, asegura la revista. “Las 400 personas más ricas de los EE.UU. poseen más de de 2 trillones de dólares, aproximadamente el total del Producto Bruto Interno de Rusia. Eso equivale a un aumento en 300 billones de dólares respecto a lo que poseían un año atrás, y más del doble que una década atrás”.

Respecto al índice de desempleo, las cifras oficiales resultan engañosas. Hacia agosto, la tasa de desempleo disminuyó a 7,3%, llegando al nivel más bajo desde el 2008 con un tope máximo de 10% en 2009. Sin embargo se trata de datos encubridores ya que gran parte de las personas se retira de la búsqueda laboral, por lo que el gobierno deja de contarlos como desocupados. El porcentaje actual según las cifras oficiales de fuerza laboral, es decir de personas empleadas o que realizan búsqueda laboral, es de 63%, frente a un 66% durante el 2008. Pero datos del Departamento de Trabajo reflejan que a principios de septiembre, la cantidad de personas  oficialmente fuera de la fuerza laboral nacional subió a 90 millones 473 mil, cifra máxima en la historia de Estados Unidos.

En la actualidad la fuerza laboral sobrepasa los 155 millones de ciudadanos. Tras el fin de la recesión, junio de 2009, han agregado 5,6 millones de puestos de trabajo, sin embargo, aún existen 1,9 millones de empleos menos que antes del período de recesión económica, donde Estados Unidos contaba con 138 millones de puestos de trabajo.

Las cifras ilusorias de desempleo incidirán en la reunión que mantiene esta semana la Reserva Federal de Estados Unidos en Londres, ya que tendrá en cuenta los datos para decidir sí se reduce su programa de compra de bonos de 85 mil millones de dólares mensuales, que le permite mantener la economía dentro de ciertos parámetros de estabilidad.

Por su parte, el gobierno de Obama se enfrenta a una fuerte oposición que busca impedir el aumento del tope de la deuda, que ya casi se ubica en los 16,7 billones de dólares, de no lograr la aprobación en el Congreso, numerosas medidas sociales no podrán llevarse adelante, además de verse obligado a desemplear a miles de trabajadores públicos. Esta semana, durante el discurso de conmemoración de los cinco años transcurridos desde el estallido de la crisis, Obama reconoció que la economía nacional todavía se encuentra por debajo de los niveles esperados y que se verá obligada a crecer con mayor rapidez.

Fuente: http://www.noticiaspia.org/estados-unidos-y-su-complejo-escenario-economico-actual/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: